SITUACIÓN DEL ENTRENADOR

Hoy nos referimos a la situación que debe adoptar el entrenador durante los entrenamientos. Teóricamente se contemplan los siguientes tipos:

– Situación externa: el entrenador actúa sin participar en las tareas

– Situación interna: el entrenador actúa participcando en las tareas

Es muy importante conocer este principio del entrenamiento para saber utilizarlo de la mejor manera posible según convenga. Las dos situaciones tienen diferentes ventajas e inconvenientes, por eso es importante que los conozcamos y sepamos cómo aplicarlos.

SITUACIÓN INTERNA
VENTAJAS
-Más fácil alcanzar los objetivos a corto plazo
-Aumenta el nivel de los ejercicios
-Facilita la realización de los ejercicios
-Es motivante para los jugadores

INCONVENIENTES
-Fácil de confundir la consecución real de los objetivos
-No tener un campo de visión óptimo para observar todo el trabajo
-No poder corregir por falta de tiempo
-Resta tiempo de participación a los jugadores
-Puede provocar que los jugadores se acostumbren a la figura del entrenador-jugador

SITUACIÓN EXTERNA
VENTAJAS
-Mayor toma de decisiones de los jugadores
-Más tiempo para que el entrenador pueda corregir
-Más capacidad para observar todos los jugadores.
-Más cercano al juego real

INCONVENIENTES
-A nivel visual puede parecer que los ejercicios no se realicen bien
-Requiere más tiempo para realizar correctamente los ejercicios

Por norma general hay que actuar de forma externa siempre, ya que nos interesa que nuestros jugadores busquen y encuentren soluciones a los problemas que les planteamos por ellos mismos, aunque este proceso sea más largo y más costoso.

Además de esta manera, el entrenador está 100% atento a las acciones de los jugadores pudiendo corregir y rectificar lo que los jugadores no están haciendo bien y al mismo tiempo reforzando las acciones que ya realizan correctamente.

De todos modos, podemos utilizar la situación interna en los siguientes casos:

– Para hacer las demostraciones.
– Cuando queremos motivar especialmente el grupo. (Por ejemplo: trabajar en el rondo de calentamiento para potenciar la cohesión del grupo)
– Cuando el funcionamiento del ejercicio no es el correcto y nuestra participación facilita su realización

Debemos tener muy en cuenta nuestra situación en los entrenamientos, pues los jugadores tienen tendencia a magnificar todo lo que hace su entrenador, tanto si lo hace correctamente o no. Por lo tanto tenemos que saber elegir muy bien nuestra participación en los ejercicios y no hacerlo si no es estrictamente necesario.

Alex Ros Alex Ros (3 Posts)


Tagged ,

Deja un comentario