Category Archives: Metodología

PARA QUE EL APRENDIZAJE SEA SIGNIFICATIVO SE NECESITA MOTIVACIÓN Y DIVERSIÓN

Después de muchos meses hemos llegado al final de la lista de los 25 consejos para entrenadores, ha sido un largo recorrido que me ha permitido encontrar palabras a mis pensamientos y prácticas habituales, para intentar compartir mi forma de entender el entrenamiento complejo del fútbol des de un vocabulario sencillo. Puedo asegurar que no ha sido fácil.

Sin embargo, ninguno de los consejos y reflexiones vertidas con anterioridad no tendrían sentido si no aparecen dos conceptos claves en el aprendizaje: DIVERSIÓN y MOTIVACIÓN. Y es que de nada sirve aplicar 1001 estrategias en nuestros entrenamientos si nuestros jugadores ni sienten motivación alguna para entrenarse ni acuden al entrenamiento a divertirse!

” El único deber es el deber de divertirse terriblemente. ” Oscar Wilde 

Estos dos conceptos van directamente relacionados con el futbolista, el gran olvidado en las últimas décadas en cuanto al entrenamiento de fútbol.  Libros y más libros, escritos para enseñar fútbol, para conocer de la técnica, de la táctica y de la preparación física, planificaciones que nos muestran que debemos priorizar a la hora de enseñar a nuestros jugadores en función del nivel, la época del año y el modelo de juego….. y muy poca letra, demasiado poca, para orientarnos hacia como debe ser la acción del entrenador para facilitar que todo esta teoría sea aplicada con eficacia por nuestros jugadores.

Sería bueno que cada uno se pusiera como ejemplo, y se auto-observara en sus propias motivaciones y diversiones.  ¿No es realmente cuando me lo paso bien y cuando estoy motivado que hago las cosas con más entusiasmo, cuando me esmero y me esfuerzo más?

“La palabra motivación deriva del latín motivus, que significa «causa del movimiento»”

Si nos trasladamos al fútbol, a los futbolistas, ¿ podemos ahora mismo saber qué es lo que motiva y divierte a nuestros jugadores? Si entendemos que nuestras ganas de aprender y mejorar son mayores si estamos delante de un reto ilusionante y motivador, por qué no creamos un clima motivador e ilusionante para nuestros jugadores, para que  sea entonces su aprendizaje significativo y real. Nuestro deber como entrenadores debería pasar por crear unas condiciones óptimas de práctica para facilitar el aprendizaje de nuestros jugadores.

En mi opinión deberíamos partir de ese clima óptimo en cada sesión de entrenamiento para proponer nuestra práctica. Por tanto no deberíamos pretender que nuestros jugadores compartan nuestras motivaciones y obligarlos a ponerse a nuestro nivel (suele pasar mucho en categorías inferiores). Yo propongo que nosotros como entrenadores (ayudantes de futbolista)  partamos de las motivaciones de nuestros jugadores para facilitar SU aprendizaje, y en definitiva su rendimiento.

Entonces, ¿Qué tan importante es que mis tareas salgan como estaba planeado si los jugadores no se lo están pasando bien?…

Tagged , , , , ,

LOS 25 CONSEJOS – DEL 16 AL 20

Semanas después seguimos con la explicación teórica de los 25 consejos. Repetimos que la lista no es cerrada, así que aunque aquí damos importancia a estos 25 puntos, hay muchos aspectos que no aparecen en los consejos redactados.

Os animo a aumentar la lista, de cara a una segunda edición actualizada y mejorada…

Nota: cada consejo debe adaptarse a la realidad del entrenador, el equipo y los jugadores.

16. Tus “tácticas” deben ser explicadas a través de tus tareas.

A veces los entrenadores, tendimos a darnos más importancia de la realmente necesaria, y pensamos que nuestros jugadores comparten nuestros pensamientos en lo que hace referencia al entrenamiento y al equipo, y muchas veces no es así. Es por esto, que no recomendamos que a la hora de dar charlas (sobre todo en edades tempranas) nos extendamos en el tiempo, y pretendamos que los jugadores entiendan nuestro discurso.

Para que nuestros jugadores capten, interioricen y en definitiva aprendan, es necesario que practiquen. Es allí, en la práctica, en las tareas, dónde los jugadores podrán aplicar los conceptos que nosotros como entrenadores hemos planteado. Puede parecer un camino más lento, pero os aseguramos que es mucho más provechoso.

17.   Como técnico debes guiar y no dirigir.

Este es un punto clave para el correcto desarrollo de nuestros jugadores. A veces, el orden, la disciplina y el control que queremos implantar en el entrenamiento coarta las posibilidades de nuestros jugadores y evita que luego, en condiciones de juego real, sean capaces de mostrar todo su potencial. Es cierto que el entrenador debe marcar una pauta, para facilitar el rendimiento del equipo, pero a base prohibiciones, ordenes e reglas estrictas, puede que lo consigamos, pero seguramente estaremos tapando el potencial de muchos de nuestros jugadores, y a la vez estaremos evitando que sean capaces de identificar sus propios errores.

Nuestra actitud en el entrenamiento debe ser la de una ayuda para los jugadores, no la de un director. Proponiendo tareas abiertas  e intentado identificar los puntos débiles y fuertes de nuestros jugadores des de la observación, podremos ayudar a nuestros jugadores. Requiere paciencia, pero vale la pena, el jugador lo agradecerá.

18.   No por usar mucho material serás mejor entrenador.

Por suerte, la profesionalización el mundo del deporte, y del fútbol en particular, ha facilitado que ahora mismo dispongamos de multitud de material auxiliar para el entrenamiento. Aún así, debemos ser conscientes de que si el fútbol es uno de los deportes más practicados del mundo, es en parte, porque no requiere de casi nada para jugarlo, únicamente un balón.

No debemos ser esclavos ni de petos, ni de conos, ni de mini-porterías ni de cualquier utensilio inventado, a la hora de presentar nuestros entrenamientos. A menudo, simplificar las tareas nos va a dar una imagen pobre des de fuera, pero será la más parecida al juego real, dónde todos estos elementos desaparecen quedando únicamente el campo, las porterías, el balón y el equipo contrario.

19.   Observa antes de corregir, puede que lo que tu consideres un error no sea más que una “fluctuación” en el proceso de auto-aprendizaje del jugador.

La prisa por el competir en edades tempranas ha favorecido la corrección en pro de la observación. Muchas veces la corrección en el entrenamiento implica más al entrenador (pues debe estar pendiente del juego para ser capaz de observar aquello que, a su parecer, es un error) que no a los jugadores, pues estos han sido corregidos justo al realizar dicho error, y la mayoría de las veces no han podido experimentar las consecuencias de sus acciones y/o errores.

Puede que observando y restando callados, pueda parecer que somos peores entrenadores, pero tendremos una visión más global del nivel de nuestros jugadores, podremos obtener mucha más información respecto a cómo actúan después de cometer un error, que hacen cuando se les presenta una situación parecida después de haber fallado, como se regulan para probar otras soluciones, o como realmente son capaces de diseccionar cada acción e incorporar a su repertorio aquellas situaciones que han resuelto con éxito.

Puede que también sea un camino más lento, pero realmente a partir de esa observación podremos ayudar y entonces corregir al jugador con mucha más información.

20.   No finalices una tarea sin tener antes todo preparado para la siguiente.

Es muy común cuando no disponemos de un equipo de trabajo, que el entrenador no dé abasto a la hora de preparar el material para las actividades y no pueda enlazar las tareas como le gustaría. Pero no por ser más complicado, no debemos intentarlo.

En este caso aconsejamos que cuando la tarea que estamos realizando esté llegando a su fin, nos desentendamos físicamente de la actividad y empecemos a preparar el espacio y/o material de la siguiente, dejando al grupo manejando la actividad. Si preparamos tareas dónde los jugadores actúen por sí solos, nosotros como entrenadores tendremos libertad para movernos y tenerlo todo a punto para la siguiente actividad.

Una vez esté todo preparado puedes gestionar la transición, el descanso, el desplazamiento y la explicación con total tranquilidad.

25 CONSEJOS – DEL 11 AL 15

Seguimos con la explicación teórica de los 25 consejos. Repetimos que la lista no es cerrada, así que aunque aquí damos importancia a estos 25 puntos, hay muchos aspectos que no aparecen en los consejos redactados.

Os animo a aumentar la lista, de cara a una segunda edición actualizada y mejorada…

Nota: cada consejo debe adaptarse a la realidad del entrenador, el equipo y los jugadores.

11. Plantea tareas abiertas, dónde no haya una solución única.

Es interesante que las tareas que planteemos no tengan un final cerrado, dónde ya sabemos de entrada como van a terminar. Siendo así estamos limitando al jugador, que únicamente va a repetir esa tarea en cuestión una vez tras otra, hasta dominarla, sin que ello implique una optimización adaptable al juego, pues en un partido de fútbol nunca se repetirá una acción. Utilizaremos el concepto de Memorización dinámica: “el repetir sin repetir“  de Julio Garganta para ilustrar este punto. Pues debemos inventar tareas que obliguen al jugador a decidir, a elegir, a escoger una opción en función de un contexto, para permitir así que esa “repetición”  sea significativa.

 12. Plantea tareas dónde se incida en la faceta creativa de los jugadores.

Nos equivocamos si pensamos que los jugadores en el campo se limitan a seguir las instrucciones que hemos dado en la charla pre-partido. El jugador en la mayor parte de situaciones del partido no tiene tiempo de pensar en lo que va a hacer, así pues es probable que tampoco tenga tiempo de recordar lo que le hemos dicho. El jugador durante el partido tiene delante sí multitud de estímulos que van a condicionar su acción y esa acción suya va a condicionar sus futuras acciones y las de todos los jugadores que hay en el campo. Dicho esto, y siendo conscientes de lo difícil que es poder controlar esas decisiones, como entrenadores tenemos la obligación de facilitar esa toma de decisiones a partir de nuestro entrenamiento y nuestras tareas. Así, pues aconsejamos que en cada una de las tareas que planteamos la creatividad del jugador sea un punto clave, siendo nuestra función el saber elegir el margen adecuado para que esa creatividad conduzca al jugador y al equipo a nuestra idea de jugar que perseguimos.

 13. Plantea tareas dónde para incidir en la comunicación y la interacción entre los compañeros

El hablar en el campo es un factor clave para incrementar el rendimiento del equipo. No podemos esperar que los jugadores hablen, se ayuden, se animen durante el partido cuándo no lo hemos puesto en práctica en los entrenamientos. Si planteamos tareas dónde los jugadores se relacionen entre sí y a la vez incidimos en la comunicación entre ellos, acostumbraremos al equipo a actuar de esta forma, ayudando a que esto suceda también durante el partido como hábito.

Además, la correcta comunicación en el campo es fundamental para el funcionamiento del equipo, pues debe ayudar a los jugadores a suplir las carencias perceptivas que tienen en situaciones con poco margen de tiempo para actuar, así que dónde mi ojo no llega, puede llegar una ayuda verbal de uno de mis compañeros.

También es importante a nivel psicológico y emocional, pues a veces cuando las cosas se tuercen y no salen, es cuando es más complicado que salgan voces de ánimo dentro del campo,  así que porque no acostumbrar a hacerlo a los jugadores en cada entrenamiento bajo estas circunstancias?

 14. Plantea tareas donde no se “corte” la dinámica del juego (no separes ataque y defensa)

El juego es indivisible, y en un partido de futbol la  fase ofensiva y la parte ofensiva no pueden ser separadas para nada. Es decir, nunca estaremos en fase defensiva sin haber estado instantes antes en faso ofensiva y al revés. Así pues, no debemos cortar la lógica interna del juego en nuestros entrenamientos. Deberemos plantear tareas dónde (aunque incidiendo en una fase concreta del juego) siempre esté presente las dos fases.

Para ilustrarlo, pondremos un ejemplo muy básico. Cuando planteamos un ataque en superioridad numérica para marcar gol a la portería contraria, nunca dejar que la acción muera cuando los defensas corten el balón, siempre incluir un objetivo a cumplir si esto pasa. Es decir, marcamos una acción de 4×3, dónde los 4 atacantes deben marcar gol, si los 3 defensas consiguen recuperar el balón deben llegar en conducción a la línea de medio campo, entonces, los 4 atacantes deben procurar evitarlo para seguir luchando por su objetivo, marcar gol. Os invitamos a probarlo en cualquier situación de vuestros entrenamientos, explicando siempre qué hacer en caso de pérdida y recuperación.

15. Dedica más tiempo en preocuparte por el estado de tus jugadores que en explicar tus “tácticas”.

Cada vez hay más técnicos de fútbol y mejor formados, y esto es bueno para el desarrollo de jóvenes jugadores. Pero a veces, los técnicos cometemos el error de querer demostrar todo lo que sabemos a partir de charlas teóricas, explicaciones inacabables o sesiones de vídeo. Debemos ser conscientes como son nuestros jugadores y que necesidades tienen, antes de empezar a soltar el discurso que hemos preparado. Los jugadores necesitan la información justa que les ayude a comprender el juego. Por lo demás, os invitamos a substituir esa parte del tiempo dedicado a estas “charlas” para preocuparos de vuestros jugadores, como se encuentran, si están contentos o tristes, si tienen problemas en casa o si tienen algunas sugerencias para el equipo o la forma de entrenar. Seguramente algunas de sus respuestas os sorprenderán e incluso modificaran el contenido de vuestra siguiente charla.

Tagged , ,

25 CONSEJOS – DEL 6 AL 10

Seguimos con la explicación teórica de los 25 consejos. Repetimos que la lista no es cerrada, así que aunque aquí damos importancia a estos 25 puntos, hay muchos aspectos que no aparecen en los consejos redactados.

Os animo a aumentar la lista, de cara a una segunda edición actualizada y mejorada…

Nota: cada consejo debe adaptarse a la realidad del entrenador, el equipo y los jugadores.

  1. El correcto desarrollo de la sesión es más importante que el cumplimiento de la misma.

Aunque es importante que las sesiones se cumplan siempre que sea posible, debemos ser conscientes que lo más importante es que el aprendizaje de nuestros jugadores sea significativo, por lo tanto debemos ver más allá del plan de trabajo y de la sesión y observar si el trabajo que se está llevando a cabo es el deseable y fomentar que siga así, aunque de esta forma tengamos que suprimir/modificar/cambiar alguna de las tareas previstas.

 2. Preocúpate por el estado de tus jugadores antes del entrenamiento.

Es importante preocuparse por tu grupo de trabajo, por tus jugadores. Ellos agradecerán que su entrenador a parte de entrenarles, también se interese por su estado físico, sus malestares, sus estudios y/o trabajo, sus problemas familiares, etc… No proponemos una rueda de preguntas antes de cada entreno para ver cómo estan todos, si no ser empáticos y soltar un Qué tal estás? Todo bien en el colegio/trabajo? Como vas de la pierna? Etc… de vez en cuando. A veces esta información puede hacer modificar una tarea, un rol dentro de un ejercicio o la intención de nuestro entrenamiento (por ejemplo, animar a un compañero que ha tenido un mal día en el colegio/trabajo, planteando normas dentro de la tarea X dónde se fomento el espíritu lúdico del grupo).

3. Son más importantes los jugadores que tu sesión de entrenamiento ( a pesar de haber estado horas preparándola).

Cómo comentábamos en el punto anterior, no podemos dejar de lado a nuestros jugadores en pro de cumplir con nuestra sesión de entrenamiento. Muchas veces se requieren modificaciones dentro de la sesión y dentro de las tareas debido al estado de nuestros jugadores. Antes de empezar a “dar broncas” cuando la tarea X no sale como habíamos pensado, intenta preguntarte el porqué no sucede lo que nosotros pensábamos. En primer lugar, debemos mirar si el grupo de trabajo es el correcto, si las condiciones de la tarea son adecuadas o si nuestra actitud o la de los jugadores es la adecuada para facilitar el trabajo. Observado esto, es de vital importancia tener la flexibilidad suficiente como para poder solventar estos problemas anteponiendo los jugadores por delante de la tarea. Ellos lo agradecerán.

4. Modifica la sesión sobre la marcha (SLM) si ves que es lo que se necesita en ese momento.

No confundir este punto con la improvisación. Es importante trazar una plan a seguir para ser coherentes con nuestro trabajo, de esta forma nos será mucho más fácil el poder modificar este plan SLM (sobre la marcha) si la ocasión lo requiera. Pero no debemos cometer el error en interpretar este SLM como nuestra forma de trabajar habitual, pues nos puede llevar a un entrenamiento sin sentido. A mayor experiencia, mayor es el bagaje para solventar estas situaciones con mejores resultados, pero recomendamos que aún siendo entrenadores noveles, no tengáis miedo a modificar la tarea/sesión si creéis que es lo correcto.

5. Plantea tareas siempre con el balón como protagonista.

El fútbol es un deporte que se juega con un balón, y todo lo que acontece en un partido de fútbol está relacionado con este objeto. Así pues, partiendo de esta base, céntrate en preparar tareas dónde el balón este presente, y olvídate de plantear tareas para mejorar otros aspecto que nada tienen que ver con este deporte si lo que buscar es la mejor futbolística de tus jugadores!

Tagged , ,

25 CONSEJOS – LOS 5 PRIMEROS

Después de liaros la cabeza con consejos de diferente índole, me dispongo explicar de una forma más detallada cada uno de los 25 consejos que publicamos hace unos días, poniendo algún ejemplo y justificando su inclusión en la lista. Es evidente que la lista no es cerrada, así que aunque aquí doy importancia a estos 25 puntos, hay muchos aspectos que no aparecen en los consejos redactados.

Os animo a aumentar la lista, de cara a una segunda edición actualizada y mejorada…

Nota: cada consejo debe adaptarse a la realidad del entrenador, el equipo y los jugadores.

1. Ten la mente abierta.

Cometerás un grave error si te presentas ante tu equipo, tus jugadores y tus colaboradores con una mente rígida incapaz de adaptarse a los cambios o circunstancias que van a suceder en el día a día de tu trabajo. Debes cuestionarte a diario tu método, sólo de esta forma vas a conseguir evolucionar. Escucha a los compañeros, observa sus entrenamientos, habla con los jugadores y sobretodo no pienses que lo que hasta ahora ha funcionado lo hará siempre, o al revés, lo que no te ha funcionado hasta ahora nunca lo hará. Mantén la ilusión en tu trabajo y piensa que la formación y curiosidad constante te harán crecer como técnico.

2. Piensa en que posiblemente el entrenamiento no saldrá como esperabas.

Con esta afirmación no queremos decir que tus planteamientos son erróneos. Sin embargo, como entrenadores tendimos a pensar que el trabajo que queremos llevar a cabo es siempre el correcto, pero nos cuesta aceptar que no salga como lo hemos previsto. No podemos ser egocéntricos y pensar que porque el planteamiento es el correcto va a salir bien, tenemos que ser conscientes que la complejidad de trabajar en un grupo humano implica que se puedan dar múltiples situaciones que escapan de nuestro control. Siendo conscientes de ello, seguro que podemos ayudar a que el funcionamiento del entrenamiento sea correcto, a pesar que no salga como habíamos imaginado.

3. Los objetivos deben buscar la optimización no la mejora.

Sobre todo en fútbol base hemos llenado hojas de programación y sesiones de entrenamiento con objetivos que persiguen la mejora de un gesto técnico, un automatismo táctico, los movimientos ofensivos de un sistema de juego, etc… En realidad, cuando estamos hablando de fútbol, estos objetivos no pueden perseguir la mejora de algo concreto, pues los contenidos del fútbol nunca van a presentarse de forma aislada en un partido, así pues, aconsejamos que vuestro objetivos se dirijan a la optimización de estos contenidos. Si entendemos que la optimización significa conseguir la eficacia de estos contenidos concretos inmersos en un contexto determinado, será mucho más fácil que esa “mejora” que buscamos sea visible en la competición.

Pongamos el ejemplo clásico de la mejora en el pase, y los 1001 ejercicios que se plantean para ello. Por más que el jugador sepa reconocer la superficie de contacto idónea para una buena ejecución, si este gesto técnico no es practicado en un contexto de juego, será muy difícil que el jugador reconozca el cuándo y el cómo utilizar ese gesto en el partido. Así pues, nos toca inventar tareas dónde ese pase esté presente en función de una situación que lo favorezca.

4. Prepara la sesión buscando la máxima participación de todos los jugadores.

Llegados a la sesión práctica, debemos obligarnos a aprovechar al máximo nuestro tiempo de entreno. Así que debemos plantear sesiones, dónde el paso de una tarea a otra implique el mínimo tiempo posible, y durante las mismas, la mayoría de jugadores estén implicados. Debemos evitar las tareas donde se hagan filas y en caso de realizar tareas dónde hay jugadores a la espera, procura que el tiempo de trabajo sea elevado en comparación con el tiempo de pausa. En cuanto a las explicaciones debemos recortar al máximo el tiempo de explicación, y adecuar el lenguaje que utilicemos a la edad y comprensión de nuestros jugadores. Es importante saber elegir bien los espacios, pues si usas espacios próximos o incluso el mismo espacio en tareas sucesivas, seguro que ahorrarás mucho tiempo de transición entre tareas. También debes tener en cuenta el número de jugadores y los grupos de trabajo, para que no tengas que ir cambiando de grupos en cada tarea.

5. Lo importante no son las tareas, es el contenido que queremos que se practique.

A la hora de plantear tus tareas, debes ser consciente primero de que contenidos quieres poner en práctica, pues de esta forma, podrás elegir de qué forma vas a poder llevarlos a cabo, eligiendo la tarea correcta. Si trabajas de esta forma, sólo modificando alguna regla, espacio o grupo, podrás seguir practicando el contenido que buscabas. Si eres esclavo de tus tareas, perderás demasiado tiempo intentando que sea exitosa, y perderás de vista el contenido de trabajo, que es lo importante.

Tagged , ,

SITUACIÓN DEL ENTRENADOR

Hoy nos referimos a la situación que debe adoptar el entrenador durante los entrenamientos. Teóricamente se contemplan los siguientes tipos:

– Situación externa: el entrenador actúa sin participar en las tareas

– Situación interna: el entrenador actúa participcando en las tareas

Es muy importante conocer este principio del entrenamiento para saber utilizarlo de la mejor manera posible según convenga. Las dos situaciones tienen diferentes ventajas e inconvenientes, por eso es importante que los conozcamos y sepamos cómo aplicarlos.

SITUACIÓN INTERNA
VENTAJAS
-Más fácil alcanzar los objetivos a corto plazo
-Aumenta el nivel de los ejercicios
-Facilita la realización de los ejercicios
-Es motivante para los jugadores

INCONVENIENTES
-Fácil de confundir la consecución real de los objetivos
-No tener un campo de visión óptimo para observar todo el trabajo
-No poder corregir por falta de tiempo
-Resta tiempo de participación a los jugadores
-Puede provocar que los jugadores se acostumbren a la figura del entrenador-jugador

SITUACIÓN EXTERNA
VENTAJAS
-Mayor toma de decisiones de los jugadores
-Más tiempo para que el entrenador pueda corregir
-Más capacidad para observar todos los jugadores.
-Más cercano al juego real

INCONVENIENTES
-A nivel visual puede parecer que los ejercicios no se realicen bien
-Requiere más tiempo para realizar correctamente los ejercicios

Por norma general hay que actuar de forma externa siempre, ya que nos interesa que nuestros jugadores busquen y encuentren soluciones a los problemas que les planteamos por ellos mismos, aunque este proceso sea más largo y más costoso.

Además de esta manera, el entrenador está 100% atento a las acciones de los jugadores pudiendo corregir y rectificar lo que los jugadores no están haciendo bien y al mismo tiempo reforzando las acciones que ya realizan correctamente.

De todos modos, podemos utilizar la situación interna en los siguientes casos:

– Para hacer las demostraciones.
– Cuando queremos motivar especialmente el grupo. (Por ejemplo: trabajar en el rondo de calentamiento para potenciar la cohesión del grupo)
– Cuando el funcionamiento del ejercicio no es el correcto y nuestra participación facilita su realización

Debemos tener muy en cuenta nuestra situación en los entrenamientos, pues los jugadores tienen tendencia a magnificar todo lo que hace su entrenador, tanto si lo hace correctamente o no. Por lo tanto tenemos que saber elegir muy bien nuestra participación en los ejercicios y no hacerlo si no es estrictamente necesario.

Tagged ,

LA COHESIÓN DE GRUPO

MUCHO MAS IMPORTANTE QUE LOS CONTENIDOS TÉCNICOS Y TÁCTICOS
Es muy importante que en los primeros entrenamientos fomentamos mucho la interacción entre compañeros y la cohesión de grupo. Tenemos que dar mucho feedback y hacer que nuestros jugadores se relacionen y se conozcan entre ellos. Asimismo también es importante que conozcamos nuestros jugadores, saber sus nombres y apellidos, sus características actitudinales y aspectos de su vida personal que pueden influir en su comportamiento en el campo y el vestuario.

La figura del entrenador-comunicador-integrador.

Es en esta época de la temporada donde se empiezan a crear lazos afectivos entre los jugadores del equipo e incluso entre el entrenador y sus jugados, por lo tanto es importante tener en cuenta este hecho diferencial en las actividades que proponemos en estos entrenamientos iniciales. A la vez como entrenadores tenemos mucho interés en que nuestros jugadores entiendan nuestra forma de trabajar se acostumbren a nuestra filosofía de trabajo. La comunicación entrenador-jugadores y jugador-jugador puede ser clave en este proceso que ahora comienza.

El espiritu colectivo a partir de la comunicación.

Pero esta actitud para fomentar el conocimiento en los primeros días que el entrenador ha de alimentar, debe evolucionar para, a partir de la comunicación, construir el espíritu colectivo.

Debemos fomentar mucho más estos dos aspectos dentro del trabajo del grupo. Debe ser un objetivo transversal a tener muy en cuenta al margen de los contenidos técnicos y tácticos que proponemos en cada sesión de entrenamiento.

Es muy importante que nuestros jugadores se comuniquen al campo, que se animen, que hablen, que se ayuden y que se preocupen no sólo de su rendimiento y estado de ánimo, sino también del de sus compañeros.

Para fomentar esta comunicación podemos utilizar diferentes estrategias: obligar a decir el nombre del compañero cuando le pasamos la pelota, no poder recibir la pelota si no se pide, obligarles a indicar situaciones de juego a los compañeros que tienen cerca (por ejemplo el central marca los laterales en qué posición deben estar) hacer participar a los niños a la hora de explicar los ejercicios haciendo que así se acostumbren a hablar en público, hacer que los jugadores dirijan los estiramiento, canten los números en voz alta , marquen los cambios en voz alta, explican sus sensaciones al final de los entrenamiento y partidos … En definitiva que sea habitual que los jugadores se relacionen y hablen entre ellos durante una sesión y durante un partido.

El hecho de mejorar la comunicación dentro del campo, nos debe conducir a un trabajo de equipo para que cada uno de nuestros jugadores se muestre orgulloso de pertenecer a su equipo y de tener los compañeros y el entrenador que tiene.
En este aspecto, proponemos incidir en dos aspectos significativos. Por un lado durante la celebración de los goles en los partidos donde es necesario que participen todos los jugadores, no sólo lo que ha marcado, tenemos que hacer ver a los jugadores que el gol es un premio al esfuerzo colectivo. En segundo lugar tenemos que conseguir que la actitud de los jugadores que están esperando su turno en el banquillo sea la misma de los que están en el campo, deben estar observando el partido, viviéndolo y jugándose el como sus compañeros .

Tagged ,

CALENTAMIENTO CHELSEA FC

Como avancé en twitter, me dispongo a detallar el calentamiento de 3 de los 4 equipos que disputaron el torneo Barclays Asian Trophy que se disputó en Hong Kong los días 27 y 29 de julio de 2011. El Chelsea FC se proclamó campeón del Torneo, desmotrando una clara superioridad en los dos partidos disputados. El primer partido, el dia 27, lo ganó de forma contundente y lógica contra el campeón local Kitchee por 4 goles a 0. En la final, se deshizó del Aston Villa por 2 a 0, en un partido cómodo en que controlo el partido des de el inicio.

El calentamiento del Chelsea FC antes de la final del Torneo empezó 35 minutos antes del inicio del partido:

1. Movilidad de forma libre por el terreno de juego. 5 minutos
2. Estiramientos en círculo, dirigidos por un auxiliar. 3 minutos
3. Posesión de balón de 5×5 en un espacio de 20x20m. sin normas posicionales ni técnicas. 3 auxiliares controlan el ejercicio y alimentan con balones cuando es necesario. 6 minutos con una pausa de 2 para beber agua
4. En grupos de 2-3 jugadores realizan pases más acciones de 1×1 de forma pasiva sin ningún orden establecido. 1 minuto
5. En parejas se situan a unos 10 metros de distancia y realizan pases a diferentes alturas. 2 minutos
Se separan en 3 grupos:
6. grupos según posición o necesidades específicas
a) ejercicio de pared + tiro a puerta con la colaboración de un auxilar
b) ejercicio de remate de cabeza y pases
c) estiramientos, habilidad (ejercicios libres)
2 minutos
7. Salidas en velocidad donde un auxilar está situado dentro del círculo que forman los jugadores y al tocar el balón al suelo, tiene que salir en velocidad unos 6-8 metros. En total 3 salidas.

Tiempo total: 20 minutos aproximadamente.

A tener en cuenta:
Los auxiliares que controlaban los ejercicios favorecieron en todo momento la variedad de estímulos en sus ejercicios, que aún siendo simples provocaban la duda o la incertidumbre a los jugadores….
En el ejercicio de posesión, los jugadores nunca sabían que balón tenían que jugar una vez salía fuera, los 3 auxiliares tenían balón, y lo introducían a la posesión en diferentes lugares y condiciones en cada acción.
En el ejercicio de pared + tiro a puerta, cambiaban en cada acción el tipo de pase, alto/raso, derecha/izquierda, al cuerpo/al espacio,… de manera que el jugador nunca sabía hasta el final de que forma tenía que buscar el tiro a puerta.
En el ejercicio de salidas en velocidad, el auxiliar tenia el balón en la mano, y al tocar el suelo los jugadores tenían que iniciar la salida. En este caso, el auxiliar hizo pausas diferentes en cada repetición y utilizó las fintas, para engañar a los jugadores del momento en que debían iniciar la carrera.

Son pequeños detalles, pero para mi importantes, para, incluso en el calentamiento, intentar reproducir situaciones de incertidumbre que luego se encontraran durante el partido.

Tagged , ,

CALENTAMIENTO KITCHEE SC

Como avancé en twitter, me dispongo a detallar el calentamiento de 3 de los 4 equipos que disputaron el torneo Barclays Asian Trophy que se disputó en Hong Kong los días 27 y 29 de julio de 2011. En primer lugar explicaré el calentamiento del equipo Kitchee SC, entrenado por Josep Gombau, actual campeón de la liga de Hong Kong y él equipo que recientemente me ha contratado para entrenar su filial, Tai Chung FC y su Academia PFP de futbol base.


El Kitchee salió a calentar 30 minutos antes del inicio del partido y realizó un calentamiento de 22 minutos de duración:

1. 1 vuelta al campo de carrera continua
2. 2 grupos de 5 jugadores enfrentados en dos filas una delante de la otra, dan pases a 1 o 2 toques y se desplazan a la fila de enfrente haciendo movilidad articular. La dinámica del ejercicio la marca el Preparador Físico. 5 minutos
3. Realizan estiramientos en un círculo, dirigidos por el PF. 2 minutos.
4. Paran para beber agua
5. Repiten el ejercicio 2. 3 minutos
6. Realizan una posesión de balón de 5×5 en un espacio de 25x15m. donde no hay ninguna regla técnica ni posicional. Con una pausa para beber agua. La dinámica del ejercicio la marca el 2º entrenador. 6 minutos
7. Realizan un ejercicio simple de centro y remate, donde un jugador centra por banda y 2 jugadores buscan el remate si oposición. La dinámica del ejercicio la marca el 2º entrenador. 3 minutos
8. Hacen skiiping + salida en velocidad por parejas. Situados en 2 filas una al lado de la otra, deben salir a la señal haciendo skkiping a 4 conos puestos en fila delante suyo, y salir en velocidad a la altura del PF, que es quien dirige el ejercicio. 3 salidas

Tiempo total: 22 minutos aproximadamente

Tagged , ,

CALENTAMIENTO BLACKBURN ROVERS FC

Como avancé en twitter, me dispongo a detallar el calentamiento de 3 de los 4 equipos que disputaron el torneo Barclays Asian Trophy que se disputó en Hong Kong los días 27 y 29 de julio de 2011. El Blackburn Rovers disputó este Torneo por primera vez, y terminó en tercera posición al perder en las semifinales con el Aston Villa por 1 gol a 0, y vencer por 3 – 0 al Kitchee local, en un partido en que el equipo de Hong Kong mereció un mejor resultado, al jugar de tu a tu con el equipo inglés y fallar un penalti en la primera parte con el marcador aún en empate a 0.

El Blackburn Rovers saltó al campo para iniciar el calentamiento 40 minutos antes del inicio del partido:

1. En grupos de 2-3 jugadores dan pases, hacen habilidad individual, estiramientos y movilidad articular de forma libre. 5 minutos
2. En dos filas, hacen movilidad articular y estiramientos balísticos, en oleadas bajo la dirección de un auxiliar. 4 minutos
3. Estiramientos en un círculo, dirigidos por el auxiliar técnico. 4 minutos
4. Ejercicio de posesión de balón de 4×4 + 2, en un espacio de 20x10m. donde los comodines actuan por fuera del espacio ( uno en cada extremo del rectángulo). No hay consignas técnicas ni posicionales. 5 minutos
5. Paran para beber agua
Se separan en grupos:
6. Según posiciones o necesidades:
a) Ejercicio de tiro a puerta
b) Pases de media-larga distancia
c) Los 2 centrales, trabajo analítico de juego de cabeza y pase corto con 2 auxiliares, uno para cada uno.
Total 6 minutos.

Tiempo total: 27 minutos aproximadamente

A tener en cuenta:
Todos los jugadores del Blackburn llevaban puesto un chaleco con un sistema GPS durante los calentamientos y partidos del Torneo. El aparato en si estaba situado en la zona cervical, por denajo de la camiseta. Adjunto un artículo donde explica el uso de esta tecnología por parte del Arsenal al año pasado. http://goonertalk.com/2010/07/18/gps-tracking-system-makes-its-debut-aga…

El producto en cuestión lo utilizan la mayoría de equipos de la Premier League: http://www.performbetter.co.uk/uploaded/documents/Minimax-S4.pdf

Tagged , ,